comerparaperder

lunes, 21 de septiembre de 2009

La ciudad de los palillos de dientes

Este señor construye algunos de los edificios famosos de la humanidad utilizando palillos de dientes. Se tarda entre un día y 6 meses en cada una. Vemos entre sus creaciones el edificio Chrysler de New York, La Opera de Sydney, un templo del sudeste asiático, una mezquita de Estambul, El puente de Londres, la catedral de San Pedro, de Roma, el Taj Mahal, etc. Realmente tiene buena mano para esto. Supongo que dentro de todo debe ser una buena terapia contra el stress.
Supongo que debe usar palillos nuevos, aunque si no fuera así podría utilizar lo que venga pegado en los palillos para simular personas, plantas, perros, gatos u otros seres vivientes en sus construcciones (Guácala).
Por lo pronto son pequeñas (y algunas no tan pequeñas) obras de arte.
Maravillas de la ociosidad creativa.

Enlace

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿No encuentras lo que buscas? Encuéntralo en Google

Se ha producido un error en este gadget.